Comprometidos emocionalmente con nuestra empresa

Compromiso Corporativo

¿Que es el compromiso emocional?

El compromiso de las personas hacia sus compañías no es algo que se pueda lograr a través de planes de acción puntuales centrados únicamente en factores extrínsecos. La realidad es que esta forma de gestionar el talento humano puede que funcionara en el siglo pasado pero, para las tareas requeridas en el siglo XXI, este enfoque mecanicista ya no funciona. En la actualidad, es el compromiso emocional el que hace que los trabajadores ofrezcan su mejor versión como profesionales y como personas.

El compromiso emocional de las personas no es algo que podamos ni debamos imponer desde las organizaciones. En la era de la información debemos abrir las puertas a la creatividad e innovación, comenzar los días con una mentalidad más positiva e iniciar un nuevo camino que nos ayudará a poner en valor la inteligencia emocional.

Seguimos pensando que lo correcto es intentar separar lo personal de lo profesional, pero debemos saber que esto no es posible. Ni podemos centrarnos en el trabajo y dejar en el olvido a la familia ni las organizaciones pueden permitirse el lujo de contar con personas con un nivel bajo de Engagement. Debemos ser cada vez más conscientes de la relevancia de los motivadores intrínsecos ya que el compromiso emocional depende en gran parte de ellos.

La inteligencia emocional: un valor en alza.

Hace unas semanas en uno de los posts del blog mencionamos algo que sigue ocurriendo en la actualidad: “En los modelos clásicos, las jerarquías son las que establecen quienes son las personas que deciden, dirigen, y controlan”. Si queremos crear entornos positivos de trabajo, el liderazgo debe centrarse en el bienestar laboral.

Vivimos una época de cambio de paradigma, en la que los supuestos están cambiando. Cada vez más organizaciones son conscientes de la necesidad de generar ese enganche en los trabajadores que haga fluir la innovación y la creatividad. Saben que esta fórmula es la clave para elevar sus resultados de forma cualitativa.

A estas alturas sabes que una persona que carece de aptitud no te valdrá de mucho aún cuando sea la mejor en habilidades y conocimiento. Las organizaciones se equivocan cuando tratan de hacer crecer la motivación a través de factores extrínsecos, creando simplemente sistemas de recompensas y castigos.

¿Cuando crece el compromiso emocional?

Los niveles de Engagement en las organizaciones se elevan a medida que aumenta la autonomía de las personas. Además, cuando la comunicación es eficaz y clara estos niveles crecen todavía más. La comunicación debe basarse en las emociones. Nuestras emociones van antes que todo lo demás.

Debes escuchar y entender a las personas que forman parte de tu organización. El talento quiere que lo escuches, que le permitas arriesgarse sin temor a represalias. Los malos jefes no deben tener cabida en tu compañía. Si detectas que tienes malos jefes solo tienes dos opciones, formarlos o echarlos. El rol de los managers es la clave.

Todavía nos encontramos que la realidad es otra, las personas y organizaciones por norma general son reactivas. Solamente en el momento en el que se dan cuenta de los errores que cometidos se deciden a implantar medidas drásticas y con un coste mucho mayor para las empresas. Vivimos constantemente en una burbuja de confort hasta que ya es demasiado tarde y nos vemos obligados a reaccionar.

“En los momentos de crisis, sólo la imaginación es más importante que el conocimiento” A. Einsten

La motivación debe jugar su papel:

Para cambiar el rumbo de tu compañía debes hacer que todas aquellas personas que gestionan equipos en tu organización sean conscientes del peso de su forma de liderar.

Cuando das autonomía a las personas de tu equipo estás otorgando valor a su visión, las personas sienten su influencia en cada uno de los procesos de los que forma parte. No debemos olvidar que sentir que tenemos el control sobre nuestro contexto es una de las cosas que más nos gusta a las personas.

En los modelos de gestión que promueven la salud organizacional las personas, de manera automática, se convierten en una fuente de ventaja competitiva. Ellas serán el valor diferencial de la compañía.

Un líder transformador debe dedicar tiempo a las personas. Todavía hay muchos managers que no saben comunicar ni escuchar las necesidades de sus equipos, necesitan escuchar a las personas para darse cuenta de cuáles son sus necesidades. Podemos saber más sobre la importancia de dar feedback a nuestros equipos en el siguiente post.

En Humanas Salud Organizacional nos encanta empezar nuestros días con una mentalidad más positiva. Tenemos siempre presentes que las personas somos seres eminentemente emocionales que siempre pretendemos explicar racionalmente nuestras decisiones. Recuerda que el mayor problema para una compañía no es que una persona desmotivada se vaya, sino que se quede. Debemos empezar a gestionar las emociones en las empresas.

Fuente: Javi Martínez. Gestor Identidad Digital Humanas Salud Organizacional. Humanas.

excellencemanagement

Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: