Efecto Medici: Renacimiento de Entornos de Trabajo Creativos

Que la creatividad es una habilidad muy valorada hoy en día es algo obvio. En este tiempo tan vertiginoso y competitivo, las empresas necesitan recurrir a prácticas, que les permitan, garanticen y den viabilidad a nuevas estrategias, que a menudo van unidas a la innovación como hilo conductor.

La creatividad, si bien depende directamente de la persona, es decir, de su capacidad, resulta fundamental que el entorno en el que se desarrolle sea propicio, atractivo, y con recursos suficientes, en definitiva, facilitador, para que toda la organización pueda participar.

Mirar los procedimientos desde otro punto de vista, buscar nuevas formas de hacer las cosas, plantearse nuevas posibilidades, todo ello está directamente relacionado con la creatividad. 

Estar abierto y proactivo a lo que acontece fuera de nuestro espacio de confort, nutre la actitud de cuestionar, elemento necesario en cualquier nueva creación.

Las organizaciones deben tener un protocolo claro para innovar, priorizando los canales de flujo de ideas, formando al personal necesario y dedicando tiempo para generar las propuestas que lleven a la intersección.

Cuando nos exponemos a la intersección de distintos campos de conocimiento, podemos combinar conceptos desde múltiples perspectivas, generando ideas que saltan hacia otras nuevas y desconocidas direcciones.

1.jpg

¿POR QUÉ EFECTO MEDICI?

Los Medici fueron una influyente familia de banqueros que vivieron en el siglo XV, y patrocinaron de forma desinteresada a poetas, artistas, pensadores y científicos de la época, y los hicieron converger en la ciudad de Florencia.

Esta concentración de múltiples talentos en distintos campos, convirtió a Florencia en el epicentro de uno de los momentos más innovadores de la historia, que vivió  la aparición y desarrollo del Renacimiento, un movimiento de renovación artística, científica, y social que se extendió por toda Europa.

Esta nueva etapa planteó una inédita forma de ver el mundo, y al ser humano dentro de él, con grandes transformaciones culturales, políticas y económicas.

“El efecto Medici” como concepto se debe al experto en innovación y diversidad Frans Johansson, cuyo libro titulado así, y publicado en 2009, sigue siendo un punto de referencia en el mundo del liderazgo y la creatividad, y como este autor afirma “las innovaciones se producen cuando las personas ven más allá de su experiencia y realizan nuevas combinaciones de recursos, ideas y culturas”.

Pero para lograr esa explosión de nuevas formas de hacer, es necesario la creación de verdaderos ecosistemas creativos de igual modo, que la Florencia renacentista hizo cohesionar diversas áreas de conocimiento.

El mundo globalizado actual, necesita espacios de trabajo, donde las personas de distintos backgrounds,culturas y perspectivas trabajen en equipo para desafiar sus propios retos y explorar nuevas formas de resolver los problemas.

Los centros de innovación son el campo de cultivo de la creatividad.

¿QUE ES NECESARIO PARA APLICAR EL “EFECTO MEDICI” Y CREAR ESPACIOS DE TALENTO CREATIVO?

El entorno es determinante. El desarrollo de la inteligencia humana depende directamente del ambiente en el que se mueva. En un entorno creativo se posibilita la polimatía, el contacto y el intercambio de ideas de múltiples disciplinas intelectuales, favoreciendo la retroalimentación.

Financiación. Sin la ayuda de la rica e influyente nobleza y el mecenazgo en la Italia del siglo XV, no hubiera sido posible la transformación, que hoy en día se traduce en patrocinio fundamentalmente privado, ayudas de los Poderes Públicos y financiación de los bancos.

Cooperación y competencia. En el Renacimiento no solo había un alto grado de competitividad entre los artistas, también un fuerte intercambio de técnicas e invención. Todos aprendían, se copiaban, criticaban, enfrentaban y admiraban entre si.

Confluencia. Cuando el entorno es sometido a convergencia, se combinan conceptos y disciplinas diferentes que dan como resultado nuevos modelos con ideas intersectoriales.

Libertad. La creación huye de los moldes y de lo establecido, necesita libertad de movimiento, la suficiente como para ser inspiradora e ilusionante.

Y como hemos mencionado, la creatividad empieza por uno mismo, por lo que si quieres participar del Efecto Medici, algunos preceptos a seguir son:

  • Intenta conocer cosas nuevas, nuevas personas, nuevas culturas.
  • Desaprende lo aprendido para aprender diferentes formas de hacer, la equivocación te brinda la oportunidad de probar de nuevo.
  • Observa, investiga, pregunta, la curiosidad es el paso previo de la creatividad.
  • Participa en entornos colaborativos que impulsen la retroalimentación y el intercambio de ideas y experiencias.
  • Si te gusta el arte o la música aliméntalo e impúlsalo, el arte es el perfecto acicate para la creatividad.
  • Trata de ser polímata, cuanto más y diversas cosas sepas más cerca estarás.

Curiosamente, esta explosión de creatividad, está lejos de los métodos de aprendizaje que durante largo tiempo se han venido aplicando en los entornos educativos, y que favorecen la especialización, los sistemas repetitivos de trabajo y la delimitación de los conceptos, muy contrario a los espacios abiertos, modernos, con pensamiento intersectorial, y muy muy innovadores, que exige el nuevo paradigma.

Fuente: http://antesalarrhh.blogspot.com.es/

C. Marco

Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s