Saber ver talento donde otros ven discapacidad

Hace unos días llegó a mí el vídeo “No seas mi límite”, el cual quiere reflejar cómo la ONCE y su Fundación trabajan cada día para que miles de personas con discapacidad puedan ser y sentirse parte activa de esta sociedad. A través de esta campaña quieren mostrar que cualquier persona está capacitada para hacer todo aquello que se proponga.

En la actualidad el 8,7% de la población española sufre alguna discapacidad; de estos, sólo el 26% trabaja y un 13% está en riesgo de pobreza. Las personas de este colectivo se enfrentan a grandes barreras actitudinales, físicas y de información que complican el objetivo de alcanzar una igualdad de oportunidades real, les conduce a un mayor índice de desempleo y les sitúan en una posición de vulnerabilidad. El 90% de estas personas cree tener menos oportunidades para conseguir empleo que el resto y siente que tiene que acudir a un mayor número de entrevistas para conseguir el mismo puesto de trabajo que cualquier otra persona.

Precisamente, y producto de estar sometidos a injusticias y discriminaciones, uno de los mayores miedos a los que se enfrenta este colectivo es el momento de la entrevista, en la cual perciben que su singularidad puede revertir en una inapropiada evaluación de sus competencias. Son varios los signos que estas personas perciben de forma recurrente por parte de algunos reclutadores (no demasiado hábiles, todo sea dicho) que refuerzan esta teoría: denotar incomodidad, apartar la mirada o acelerar el ritmo de la entrevista transmitiendo prisa por terminar son, entre otras, señales que hacen que el candidato se sienta descartado antes de que finalice la entrevista.

Como seleccionadores, tenemos que ser conscientes de que cuando nos dejamos llevar por el prejuicio de que la persona sentada delante de nosotros no está capacitada para el puesto, terminamos comportándonos con ella como si de verdad no fuera capaz, cosa que la persona percibe y le afecta negativamente en un momento tan crucial para su futuro como es la entrevista. A veces no nos damos cuenta de lo mucho que nuestro lenguaje y comportamiento influyen en los demás e incluso llegamos a olvidar que todos tenemos, en mayor o menor medida, limitaciones, carencias y dificultades para ciertas cosas.

Desde el punto de vista empresarial, existen muchas empresas socialmente responsables y muy comprometidas que colaboran con diversos programas para favorecer la inclusión de grupos vulnerables en el mercado laboral. A pesar de esto, es frecuente el incumplimiento de la LISMI (Ley de Integración Social del Minusválido 13/1982 de 7 de abril) ya que, en muchos casos, algunas empresas se limitan a acogerse a las exenciones que la misma ley permite, evitando así la contratación a cambio de donaciones. En este sentido, la responsabilidad social debe formar parte de la visión estratégica de la compañía y hacerse efectiva incluso cuando la ley no alcance a imponerla; debe respirarse en todos los departamentos y ser inherente de los individuos que trabajan en ella.

Cualquier ser humano, sea cual sea su peculiaridad, limitación, carencia o dificultad debe ser tratado con respeto e igualdad. Es fundamental no olvidar que son personas, sencillamente, tan normales o tan peculiares como las demás. Ser capaces de entender que el talento es la única diferencia y tener la habilidad de poder verlo donde otros ven discapacidad, es vital para derribar prejuicios y poder convivir bajo el marco de la diversidad.

Fuente: Susana Rubia. http://www.lanuevarutadelempleo.com/

C. Marco

Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s